Después de las últimas nevadas y con el sol brillando desde comienzos de esta semana, las condiciones para disfrutar de las pistas de esquí no pueden ser mejores”, ha declarado Gerda Moritz de Skiinfo.
Dos estaciones han superado ya los 5 metros de espesor: St. Anton am Arlberg (515 cm) y Dachstein (510 cm). Zugspitzplatt Ehrwald no se queda muy atras y en su parte de nieve indica unos impresionantes 495 cm de espesor máximo.
Las brutales acumulaciones de nieve mantienen el riesgo de avalancha en 4-5. A pesar de la mejora de los niveles de riesgo y la estabilización del manto nivoso recomendamos extremar la precaución si pensamos en esquiar fuera de pista.